¿SE HARÁ COSTUMBRE?

Boca derrotó 5-2 a Barracas Central en la Final y luego de realizar una Supercopa de menor a mayor, como lo reflejaron sus protagonistas, se coronó campeón del primer torneo del año. Luego de cerrar el 2017 de gran manera, el 2018 comenzó aún mejor.


Con los mejores nombres, con calidad, con cantidad, con un excelente cuerpo técnico, con técnica y táctica, con jerarquía, con profesionalidad, con garra y corazón, con paciencia y mucho más. El Xeneize no la tuvo fácil pero sí fue mostrando partido a partido por qué es el mejor equipo del futsal argentino en el presente. Sin tener a dos jugadores claves como lo son Andrés Geraghty (reciente incorporación, lesionado) y Alamiro Vaporaki (también lesionado), supo leer los momentos y, a pesar de también haber sufrido, como lo hizo con Camioneros en el primer encuentro donde tuvo que ir a penales, superó a sus rivales dentro del 40x20 y terminó gritando como lo esperaba previo al inicio del torneo.

Fue duro el comienzo, y como lo dijo uno de sus jugadores, Gonzalo Abdala, era el partido más importante a vencer, ya que se sumaron varios jugadores nuevos, el rival venía de ascender y se había reforzado para la situación. Les costó y hasta por momentos, más de la cuenta. A pesar de dominar en el juego, no fueron muchas las jugadas de peligro creadas y terminó yendo a penales. Con un buen debut de Ignacio Salgués, Santiago Basile y Tomás Tavella, todo se definiría desde el punto del penal. A pesar de no haberlo puesto como excusa, el encuentro tuvo el condimento de los cortes de luz que generó alguna desconcentración en el equipo de Hernán Garcías y en dos jugadas con arquero jugador, Camioneros logró la igualdad. A pesar de esto, por penales fue 3-1 y clasificación a semifinales.

El duelo más duro se interponía en el camino. El siempre difícil San Lorenzo, que mantuvo la base del plantel y a su director técnico, Facundo Ruscica, aparecía en el radar y no la tendría nada fácil. Fue un partido muy chivo y friccionado, en donde Boca supo abrir el marcador de la mano de Andrés Santos, su pieza clave en partidos como estos, donde no se encuentran las soluciones y el arco está cerrado. Luego del tanto, los de azul y oro fueron mejorando. Mediante buenas coberturas y una fuerte presión en defensa, dejaba sin espacios al Ciclón y, para colmo, lograría estirar la ventaja antes de que finalice el primer acto con Kevin Arrieta (¿el mejor jugador del torneo?) y su magnifica pegada. A pesar del descuento de los de Boedo y la utilización del arquero-jugador, el Xeneize sostendría bien el resultado para meterse en la final.

Sin descanso y con pocas horas de recuperación, saltó al 40x20 para enfrentar a Barracas Central, el último campeón de este torneo y que buscaría el bicampeonato. Casi un monologo se vio a lo largo de los 40 minutos. Boca fue mucho más que su rival y lo plasmó en el juego. Con buenas actuaciones de la mayoría de sus jugadores, por no decir todos, lo aplastó 5-2. "Pipi" Giménez sería el encargado de poner el 1-0, cuando todo estaba trabado y con mucha ansiedad. Luego, vería la tarjeta roja ya que se excedió en la protesta, y así, El Xeneize debió aguantar 2 minutos con un jugador menos. Fue sobre el final del primer tiempo cuando ya había ampliado la ventaja Gonzalo Abdala, con un gran disparo rasante. Basile tomó la posta y mediante dos sextas faltas, puso el 4-1 (había descontado Emanuel Godoy de sexta falta también) para ir al vestuario con la cabeza más relajada.

En el complemento, Leandro Werner achicaba la distancia pero Mauro Taffarel, el capitán y siempre indiscutido, liquidaría la historia. Boca continúa con su hegemonía y deja en claro que no será nada fácil para los rivales vencerlo. "Para ganarles hay que hacer un partido perfecto", expresó el capitán de Barracas finalizado el partido, y hasta el momento, no hubo quién lo logre. El Xeneize se quedó con el primer trofeo del año, y luego de casi 3 meses de haber conquistado el campeonato local, alcanzó un nuevo título para su vitrina. Suma doce campeonatos locales, cinco Torneos Nacionales de Clubes y este último. Se endulza y perfila de cara a lo que será el máximo objetivo del semestre: la Copa Libertadores.



Compartir en Google Plus

Sobre Punto Deportivo

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario