ENTREVISTAS | BRUNO ACÁNFORA Y ARIEL ABRAMOVICI

Ariel Abramovici y Bruno Acánfora, creadores del corto animado de Messi, y un repaso imperdible sobre su trabajo desde Los Ángeles.


¿Están trabajando sobre publicidades en Estados Unidos o viven allá hace varios años?
- Nos mudamos acá (Los Ángeles) hace más o menos dos años; antes habíamos estado en Nueva York y en Chicago, pero hace dos años empezamos a trabajar acá con la gente de Gatorade, más específicamente en fútbol y en Messi.

¿El corto animado arrancó de una manera y terminó siendo de otra o siempre tuvieron en claro lo que quisieron?
- A nosotros nos llegó la tarea de hacer un comercial para celebrar a Messi en el Mundial, y una vez que uno recibe esa tarea hay millones de cosas en el medio. La marca no es sponsor del torneo, entonces hay muchas cosas que no podés decir, hay muchas trabas, cosas que no podés mostrar por derechos, y a nosotros siempre nos llamó mucho la atención la vida de Leo (Messi), más que los méritos deportivos que obviamente son indiscutibles y que claramente está en el podio de los mejores de la historia, eso no lo discute nadie. Siempre nos llamó la atención la personalidad y la manera que tiene de siempre salir adelante. Siempre tuvimos la idea y las ganas de hacer un corto animado sobre su historia y contarla para inspirar a la gente. Era más que nada contar la vida de un atleta y cómo se superan los desafíos hasta llegar al objetivo.

¿La publicidad siempre fue esto o había más material y tuvieron que reducirlo?
- Por ejemplo, hay algunas partes... La parte en la que inventan la pollera para frenarlo, para que no pueda tirar más caños, o cuando le tiran los lásers en la cara... De esas había como cinco. También lo querían comprar. Había mil planes para frenarlo, que no podían ser exitosos, pero obviamente ese guión inicial tenía como ocho minutos que nos iban a llevar no un año, sino dos, que tuvimos que ir acortando hasta llegar a esta versión.

Han hecho otros trabajos también. ¿La de Messi con Suárez también es de ustedes, no?
- Exacto, si. Ese fue el primer comercial de esta campaña.

¿Y antes qué trabajos venían haciendo?
- La historia es un poco circular. Nosotros empezamos la carrera hace doce años, y nuestro primer comercial, que hicimos a los cinco meses de haber empezado en publicidad fue el de CTI de la canción de Italia '90, "Háganlo por todos los que no llegamos". Y ahí es como que terminamos trabajando distintas cosas, pero siempre en el fútbol era donde mejor nos iba, y terminamos trabajando para una agencia de Gatorade Argentina haciendo la campaña del "Mago y el Hacha", la que decía "ay, maguito querido", y después terminamos en el exterior, volviendo a las bases haciendo el trabajo de fútbol pero de manera global, que gracias a Dios llega a Argentina, que es lo más lindo de todo.

¿Qué es lo más lindo de este trabajo?
- Nosotros nos sentimos muy agradecidos porque este trabajo nos ha dado dos cosas a lo largo de los años: una es conocer a los ídolos, en persona, cuando se filma; eso es realmente espectacular. Y la otra: para nosotros siempre el mérito y la satisfacción máxima está, cuando hicimos el comercial de "Mago y Hacha", que entrábamos a los vestuarios, nosotros íbamos a jugar al fútbol y los chicos estaban haciendo chistes con "Dale Mago", "Dale Hacha". Después, también tuvimos la suerte de hacer un comercial dos mundiales atrás para Lesotho, que iban a vender bebidas, y cuando veíamos que la gente hacía chistes con el comercial... Para nosotros, cuando vuelve al futbolero, porque nosotros somos muy futboleros, yo (Bruno) de Boca y Ariel de Racing, es cuando realmente la publicidad hizo la vuelta que tiene que dar, porque al final del día, los que van a comprar el producto, la bebida, son los que van a jugar a la pelota. Entonces, ese momento, para nosotros es donde se cierra todo el círculo donde la profesión te da la mayor satisfacción.

¿También hicieron la del vendedor de gaseosas en la Copa América 2011?
- (risas) Si, esa fue para la competencia. Fue muy linda.

Me da un poco de pudor hacer esta pregunta: ¿por qué Messi dice "complicado" en la publicidad con Suárez?
- Es todo culpa mía (Ariel), pero tiene una explicación: es una campaña global que está, primero, apuntada al mercado global, que son la India y los países árabes, donde las cosas se hablan en inglés. Y lo que nos pasaba es que, la persona que habla inglés, cuando trata de hablar o entender español, tiene a masculinizar los adjetivos; dicen "poquitou", "complicadou", entonces nosotros creíamos que la palabra "complicado", que era la única que iba a decir Messi en todo el comercial, iba a ser mucho más memorable para ese mercado si estaba en masculino que en femenino. Es una explicación muy técnica. Lo que si, me equivoqué yo, y tomo culpa. En la traducción de la pregunta, cuando el periodista le dice "Leo, ¿cómo está tu relación con Suáres?", que de hecho es la voz de Bruno, debería haber escrito "Leo, ¿cómo está todo con Suárez?", para que él diga "complicado". Así que asumo mi error, la mea culpa, y aquí mi fe de erratas, para todo el pueblo argentino, je.

Entonces podemos decir que Messi no se equivoca nunca.
- (risas) No, todo culpa nuestra.

¿Ustedes ya habían tenido algún contacto con él antes de esta publicidad?
- Si, el año pasado nos tocó hacer otra publicidad donde estaba él con "Tití" Henry, también fue Alexis Sánchez, y eso también fue juntarse con todos esos monstruos. Fue increíble, ese fue el primer contacto.

¿Y cómo fue eso?
- Eso es de otro planeta, porque se filma en tres ciudades diferentes, y después, obviamente, por las magias del cine, terminan estando todos en el mismo comercial. Fue muy interesante. Por ejemplo, "Tití" Henry habla como cuatro idiomas. Nosotros le mandamos el guión y él dijo "yo lo hago en español, no tengo ningún problema". Y ahí, en la filmación, hacía las tomas en español. Un fenómeno, la verdad que increíble.

¿Cuesta un poco despegarse de la idolatría y corregir a la estrella?
- Cuesta muchísimo. De hecho, nos pasó con Bruno en la última filmación, que estábamos hablando de lo que había que hacer, y de repente nos pasa a cincuenta centímetros Messi, cagándose de la risa con Suárez, y teníamos que hacer de cuenta que era algo que vemos todos los días, y era una locura. Pero hay que mantenerse profesional. Por ejemplo, cuando filmamos con estrellas, no se les puede pedir una foto ni un autógrafo. Es un tema de la marca, de mantener un vínculo profesional, pero nosotros lo entendemos como un tema de que, si tenemos dos horas para filmar con Messi y hay cien personas en el set, si nosotros tenemos que pedir un autógrafo y una foto, las otras 98 personas también tienen derecho, y si pasa eso nos van a quedar cinco minutos para filmar con Messi y con Suárez, así que directamente no se piden fotos ni autógrafos.

¿Vieron la película Messi? Hay muchos parecidos. Lejos de decir que es una copia, ¿algo de la película los ayudó?
- Donde puede haber puntos en común es que era la primera vez en ese documental donde se veía ficcionada la infancia de Leo, y nosotros, sabiendo que teníamos que contar la vida de él desde chiquito, también nos enfocamos mucho en ese momento. Todo el inicio del comercial, el tiro libre, cuando nace... Simplemente me parece que esos son los puntos en común, pero después, la película es acerca de esa mesa de café donde se discute su vida. Es muy linda. Siempre el desafío de la publicidad es hacer todo en tan poco tiempo, porque a veces son treinta segundos, un minuto... Este obviamente es más largo porque es un corto animado, pero el desafío está en encontrar lo mejor de cada momento e intentar mostrarlo lo más rápido que se pueda.

¿Esperaban la repercusión de la gente? ¿Se divirtieron con los memes?
- Si, la verdad que si. No esperábamos la repercusión porque habíamos estado muy encima del trabajo, sufriendo y disfrutando hasta el último momento, trabajando cada detallecito que hay de audio, de música, de imagen... Entonces estábamos muy metidos en eso. Sentíamos que tenía un potencial muy grande y, de entrada, elegimos hacer animación porque sentíamos que ver a un Messi animado era algo que nadie había visto nunca, hecho bien tipo Pixar. Entonces sentíamos que iba a tener repercusión, pero no imaginamos tal repercusión, y mucho menos haciendo un trabajo que era para el mercado global, hecho en inglés. La verdad es que nos tomó por sorpresa y estamos leyendo comentarios todo el día, nos divierten mucho. Y los memes nos vuelven loco. Lo de Alcides... Lo que es increíble es que se referenció con gente de las Inferiores de Newell's, entonces tenían un parecido en la vida real con el entrenador. Y también es eso de lo que decíamos de cuando vuelve a la gente: cuando alguien agarra tu trabajo y hace un meme quiere decir que, para que alguien se tome tiempo de hacer eso es que está muy bien... O está muy mal, je.

¿Saben si a Messi le gustó?
- La verdad no tenemos ni idea. Calculo que le debe haber llegado, esperemos que le haya gustado a sus hijos tanto como le gustó a los nuestros, que dejaron de pedirnos de ver Coco y nos piden de ver lo de Messi, je. Así que ojalá, todavía no sabemos nada.

Compartir en Google Plus

Sobre Romina Brust

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario