ENTREVISTAS | RUBÉN DARÍO FORESTELLO

El "Yagui" Forestello, DT de San Martín de Tucumán, habló de los puntos a mejorar pensando en Gimnasia y Boca, el presente de Atlético Tucumán y la importancia de tener a Bieler.


¿Preparados para el partido del lunes? Imagino que no fue la vuelta a Primera que esperabas para el club...
- No, la verdad es que nos estamos adaptando y uno sabe la situación, he dirigido cinco años peleando descensos con equipos de Primera División y, cuando vos cambiás de categoría no es que tenés una base de 18, 20 jugadores, sino que se va más de la mitad del plantel, te quedan 12 o 13 y les tenés que sumar 16 o 15, como en este caso han llegado, y de un día para el otro no se forma un equipo. Estamos en eso, en la búsqueda. Creo que, más allá del resultado del otro día con Central, hemos mejorado, han mejorado algunos chicos que han llegado sobre la hora con respecto a sus posibilidades deportivas, así que de menor a mayor. Esperemos hacer un buen partido el día lunes, ganarlo, sobre todas las cosas, y después manifestarnos como siempre, tranquilos, sabiendo que el grupo se está adaptando a la Superliga y estamos mejor. Creo que vamos a hacer un gran partido.

¿Cómo imaginás el partido contra Gimnasia? Sabés que los equipos de Troglio son duros...
- Todos los partidos son diferentes en la Superliga y, más allá de lo que pueda implementar o no Pedro (Troglio) nos hemos enfrentado con otros equipos y, más allá del inconveniente que nos pueda causar en este caso el equipo rival, también tenemos que fundamentar sobre lo nuestro. Estamos mucho mejor y creo que vamos a estar a la altura de la expectativa que tenemos nosotros en general de este plantel, vamos a funcionar mucho mejor que en el primer y segundo partido, porque solo hemos jugado dos debido a que tenemos un partido suspendido con Independiente. Así que pensaremos primero en lo nuestro; si nosotros funcionamos vamos a tener más posibilidades de ganar el partido.

¿Qué es lo que tienen que mejorar?
- Sinceramente es adaptar a algunos chicos a Primera División, algunos o muchos de ellos no han jugado en Primera todavía, otros que vinieron como posibilidades o para competir con los chicos que estaban, agarrar continuidad futbolística, que no es facil en nuestro caso porque no es que son primeras opciones cuando vienen a arreglar, o cuando vos renovás un plantel en general, como nos tocó a nosotros. Si tenés una base es mucho más facil, pero cuando recién ascendés no tenés esa base y entonces tenés, los primeros meses, que trabajar, esforzarte. Creo que vamos a andar bien, tenemos que tener más funcionamiento, como lo teníamos en el Nacional B, más tenencia de balón, más circulación, más alternativas de tres cuartos de cancha para adelante para que lo acompañemos mucho mejor a Claudio (Bieler), y en eso estamos. Estamos bien, fue una buena semana de trabajo, esperemos complementarla con estos dos o tres días que quedan y después llevarlo a la cancha, que es lo más importante.

¿Se armaron para pelear la permanencia o para algo más?
- Mirá, sinceramente, lo primero que tenemos que lograr es que la idea que tenía yo el año pasado se fundamente a partir de que se empiecen a relacionar los chicos que han llegado con los que estaban. Yo tengo mucha fe; obvio que tenemos un partido menos, lo vuelvo a repetir, empatamos contra un equipo tan importante como lo es Unión, de Leo Madelón, y en este caso el otro día enfrentamos a uno que digo yo que va a ser protagonista del torneo como el equipo de Bauza, y si encontramos los resultados para tener tranquilidad vamos a estar bien. Hoy por hoy, el único objetivo que tenemos es el día a día, y después veremos en el transcurso del campeonato, si vamos logrando los resultados, para qué estaremos. Yo tengo fe en que hemos armado un buen plantel, que va a ser competitivo, pero todavía nos falta seguir trabajando.

Después del lunes se viene el partido por Copa Argentina frente a Boca. ¿Estuviste viendo el encuentro frente a Libertad?
- Si, es algo natural, a Boca lo veo por todos lados. No es que nos vamos a enfrentar a un equipo o a un grupo de jugadores que no los conocemos; sí vi el partido en general, obviamente que tendrá alternativas o variantes, por lo que veo va variando partido a partido. No va a dejar de ser importante, pero el primer objetivo que tenemos es el día lunes, que ojalá tengamos un buen partido y que logremos nuestro primer triunfo en la Superliga, y después claro que nos enfocaremos en un partido que, para los chicos, es disfrutar, pasarla bien, y esperemos ser competitivos como para tener la expectativa o la esperanza, como cualquier equipo la tiene, de pasar la fase.

Diste a conocer una cábala en este inicio de torneo. ¿Habrá que buscar otra?
- No, para nada. Primero y principal no es que yo no esperaba este arranque; obvio que a nadie le gusta perder o empatar, pero yo sí lo esperaba, los de afuera tal vez no. Acá no hay que confundirse: se ha cambiado de categoría. Hay una desesperación sobre el resultado, pero hay una realidad que es que nosotros terminamos de armar un plantel mucho más caro que el resto, por lo lógico: subís a Primera División y ya no sos el equipo principal, no te eligen primero para venir, entonces fuimos armando el equipo a medida que el tiempo pasaba y muchos de los chicos todavía no están diez puntos. Yo sí esperaba este inicio; obvio que uno siempre en la expectativa piensa que lo puede solucionar, pero bueno, no estoy ni asustado ni preocupado, estoy ocupado en dar calidad en el entrenamiento.

¿Qué tan especial es jugar en La Ciudadela? ¿Te sorprende a esta altura el aliento de la gente?
- Es maravilloso, es hermoso. Para los que vivimos de esto y cuando salimos de chicos con la expectativa de trabajar o de, en algún momento, jugar, es maravilloso, pasión pura, aparte de la humildad. Siempre San Martín fue gente humilde, muy pasional, necesitadas de posibilidades de todo, y sinceramente nos sentimos muy cómodos, comprometidos, y gracias a Dios desde hace ocho meses o, por lo menos, desde mi llegada, tenemos una localía muy fuerte; más allá del empate contra Unión, tenemos siempre la expectativa de que nos va a ir bien, y esperemos regresar al triunfo porque la gente lo merece, es fútbol puro y es diferente el ambiente a otras canchas porque es chico el entorno y la cancha explota por todos lados, no hay espacios para que venga más gente. La verdad es un ambiente precioso.

¿Qué te genera que Atlético esté viviendo este buen presente?
- Primero que nada, tengo ex compañeros en el otro lugar, un entrenador que lo tuve, y uno siempre quiere, de alguna manera, que a las personas que uno quiere, aprecia o que han sido parte de la vida, que les vaya bien. Segundo, yo tomo la responsabilidad de que estoy trabajando en esta institución, le he dado todo lo que tenía a mi alcance en estos ocho meses y nos ha ido muy bien, y acelerar los tiempos no se puede, acá lo más importante es no desviar los tiempos en nuestro trabajo. Que Tucumán tenga los dos equipos en Primera División es merecedor. Nosotros recién volvimos a subir, entonces estoy ocupado y tratando de que el club, a partir de resultados y de una buena estructura, porque hay una buena dirigencia, se vaya acomodando y vaya estando cada vez más fuerte. Atlético ya lleva un proceso de un par de años jugados en Primera División, con logros deportivos, han ido achicando el margen de error año a año, entonces no me causa más que, a la gente que conozco, que le vaya muy bien. Yo trabajo para San Martín y estoy involucrado; no me hace ni bien ni mal según los resultados, todo lo contrario, le hace bien a la provincia de Tucumán que tenga a los dos equipos en Primera División, es merecedora de eso. A potenciar desde mi lugar a San Martín, que nos vaya bien.

¿Creés que después de la Fecha 14 va a ocurrir algo en la ciudad?
- Ya hemos jugado dos amistosos ahora y, sinceramente, se vive, se transmite. Lo que más me gusta es que Tucumán pueda disfrutar de este clásico, lo merece la provincia. Igual no se qué pasará en la Fecha 14, obviamente falta mucho por transitar y mi pensamiento solamente está en Gimnasia y, la semana que viene, Boca, y no avanza más de ahí, el resto del fútbol no es tan facil pensarlo a futuro.

¿Cómo definirías al "Taca" Bieler?
- Obvio que ya lo conocía cuando era mánager en Atlético (de Rafaela), fui uno, en su momento, de los responsables de traerlo a la Reserva de Colón. Lo disfruto porque está muy comprometido con este cuerpo técnico, sinceramente tiene todas las condiciones que puede llegar a tener un número 9, hoy por hoy estoy tratando de ocuparme para que el equipo lo acompañe al igual que lo hizo en el Nacional B, para que él pueda seguir disfrutando también de lo que hace, lo veo un 9 super completo, suma con nosotros adentro y afuera de la cancha y estoy muy contento. Verlo, a su edad, que él disfrute, también. Tiene todas las condiciones que a mí me hubiese gustado tener con respecto a todo: pivotea bien, cabecea bien, se mueve bien, hace diagonales buenas, creo que está en una etapa muy importante de su carrera.

Compartir en Google Plus

Sobre Punto Deportivo

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario