ENTREVISTAS | VICTOR IGNACIO MALCORRA

Ignacio Malcorra, mediocampista de Pumas UNAM, y un mano a mano imperdible: su segunda experiencia en la Liga MX, el presente del equipo, el Superclásico y su cariño por Unión.


¿Cómo estás en Pumas después de tu experiencia en Xolos?
- Bien, contento porque llegar a un club grande, como es Pumas, que está entre los cuatro grandes de México es muy lindo, muy satisfactorio. Disfrutándolo y dando al máximo para demostrar por qué lo trajeron a uno.

¿Sostenés los mismos hábitos que cuando vivías en la frontera o tuviste que cambiar algunas cosas?
- Me tocó estar dos años en Tijuana, en Xolos, que está con la frontera de San Diego, Estados Unidos, y la verdad que fueron dos años muy lindos. Ahora en el Distrito Federal se vive muy bien, muy tranquilo, así que disfrutando al máximo todo lo que se pueda hacer y contento. Mi vida es muy tranquila, con mucha familia.

¿Creés que pudiste aprovechar tu primera experiencia fuera del país al llegar ahora a un grande?
- Si, la verdad que fue muy positiva. Por suerte siempre pude jugar y hacer buenos torneos, por eso después viene la contratación, la compra de Pumas. Tratando de hacer lo mismo y esforzándome un poco más para demostrar por qué a uno lo compraron y lo trajeron acá, dando al máximo en los entrenamientos o en los partidos y siempre haciendo lo mejor.

Tenés la posibilidad de jugar en un estadio mítico como lo es el Universitario, cuando antes lo hacías en el Estadio Caliente, que tiene césped sintético. ¿Cómo fue la adaptación a jugar en esas condiciones?
- A lo primero cuesta un poco acostumbrarse a jugar en cancha de césped sintético, el pique es distinto, los pases que hace uno por ahí tienen que ser más fuertes, la pelota no se va nunca. Es complicado. Y después tenías que salir a jugar de visitante y la idea de juego está más o menos en césped, así que estabas acostumbrado. Había que sacar ventaja en Tijuana; a mí me tocó jugar un amistoso ahí con Pumas y se nota mucho el cambio porque uno está acostumbrado a jugar en césped, y que te toque ir al sintético se nota porque es distinto.

¿Te costó dejar a tus amistades en Xolos sabiendo que en Pumas hay un solo argentino?
- Fueron dos años que la pasé muy lindo en Tijuana pero yo tenía ganas de pegar un salto. Me tocó venir a Pumas, uno de los cuatro grandes de México y la verdad que muy contento por eso. Acá tenemos un gran grupo, muy unido, y la adaptación se hizo muy facil. El mate uno siempre lo toma con Carlos González, Juan Iturbe, Alustiza, los que siempre toman mate, pero el grupo es muy unido, siempre estamos juntos y se hace muy lindo y se disfruta del día a día.

¿Cómo fue el tiempo que compartiste con Formica y el día a día actualmente con Alustiza?
- Con Formica no me tocó compartir porque él se fue y no llegué a entrenar. Con el "Chavo" tengo la mejor, nos juntamos siempre, tenemos una amistad muy linda y el grupo está muy unido, siempre se la pasa bien.

¿Qué fútbol ven en México?
- Siempre nos juntamos a comer asado con la familia, a tomar unos mates y eso siempre está. Miramos fútbol argentino, la Champions, la Libertadores... En lo personal me gusta mucho mirar fútbol, trato de mirar todo lo que puedo y siempre estamos ahí, juntándonos para comer un asado, y si hay un partido mejor.

¿Cuánto sentís que mejoraste en tu fútbol desde la llegada a México?
- En lo personal crecí mucho. Acá es una liga muy competitiva, cualquiera le gana a cualquiera y todos los equipos tienen buenos jugadores. Al tener mucho poder económico, pueden traer a los jugadores que les gusten, a los que quieran, y se hace muy competitivo. La diferencia con el fútbol argentino es que allá es muy friccionado y acá es mucho más juego, los equipos intentan salir jugando y siempre, si vos no estás atento, se te meten abajo del arco. Aprendí mucho y estoy muy contento.

¿En algún momento te pusiste como objetivo jugar en Europa? ¿A tus 31 años, y con un contrato recién firmado, descartás la posibilidad?
- Mi sueño nunca fue jugar en Europa, siempre fue a corto plazo: el primero era tratar de jugar en la Primera División del fútbol argentino, tratar de hacerlo bien y fue lo que pasó. Después me salió lo de México; traté de hacerlo bien acá y lo pude hacer los primeros dos años. Ahora me toca que me compre un equipo grande y es muy lindo, el objetivo es hacerlo de la mejor manera en este equipo y después se verá, pero mi máximo sueño era jugar en la Primera del fútbol argentino. Ahora que puedo hacerlo en la Primera del fútbol mexicano estoy muy feliz.

Están segundos, detrás del Cruz Azul de Iván Marcone. Son varios los argentinos en la Liga MX, pero él no necesitó adaptación. ¿Cómo lo ves?
- Iván es un grandísimo jugador y lo demuestra todos los partidos. Acá, los 5 de buen pie, siempre andan bien. Acá es muy táctico y muy técnico el fútbol, entonces siempre un jugador con técnica va a andar bien. Me pone muy contento que le vaya de la forma en la que le está yendo.

¿Está bien que Cruz Azul sea el líder? ¿Qué tan bien les viene la caída en el último partido?
- Tienen muy buenos jugadores, hicieron grandes contrataciones, pero el fútbol de México es muy parejo, cualquiera le puede ganar a cualquiera y lo importante es tener una regularidad para meterse a Liguilla; ahí es donde no podés cometer errores y donde tenés que estar al cien. Por ahora están haciendo una buena Liga, pero estamos todos muy parejos, medio juntos, y lo importante es estar en la Liguilla, donde tenés un error y te vas a tu casa.

Ahora les toca visitar a Morelia este viernes y a las Chivas por la Copa MX. ¿Se están preparando bien?
- Si, la verdad que si, estamos trabajando muy bien, como lo hicimos desde el arranque del torneo. Tenemos dos partidos muy complicados; el primero es Morelia, un partido muy difícil porque ellos se hacen fuertes en su cancha, y después con las Chivas por la Copa, también de visitantes. Van a ser dos partidos muy complicados pero nosotros tenemos que ir, proponer nuestro juego y tratar de traernos los tres puntos.

¿Cómo se vive la semana del Superclásico desde lejos?
- Yo estuve mucho tiempo en River, en Reserva, y más o menos se cómo es el tema de los Superclásicos, he jugado muchos. Acá, nosotros que somos de argentina, esperamos los partidos de la Copa Libertadores, como los de hoy, que son dos partidos muy buenos tanto el de Independiente - River como el de Boca, así que uno siempre está esperando por ver esos partidos. El Superclásico es un partido que todo el mundo quiere ver y que está esperando. Ojalá salgan buenos partidos.

Cuando estabas en Xolos sonó tu nombre en Racing y lo hemos hablado en el vivo. ¿Te quedó la espina porque no se dio ese pase?
- En el momento, cuando se habló, el presidente del Tijuana no tenía la intención de venderme, quería que me quede seis meses más, así que eso es más o menos un poco lo que pasó. Yo tengo muy buena relación con el "Chacho", me dirigió en Tijuana y quería que yo vaya, me llamaba siempre, pero no se pudo dar. Y la verdad es que estoy muy contento con la llegada a Pumas, creo que fue un gran acierto y estoy tratando de disfrutarlo, de mostrar dentro de la cancha y de devolver por el hecho de que me hayan traído. Ojalá lo pueda seguir haciendo de la misma manera y que lo pueda mejorar para que estemos todos contentos.

Ayudaste a volver a Primera a Unión, que ahora está teniendo un gran presente y que ha clasificado por primera vez a un torneo internacional. ¿Lo seguís? Si tuvieras la posibilidad de viajar y jugar el primer partido por Copa, ¿lo harías?
- Si, quedó muy buena relación y todavía hay varios chicos con los que yo jugaba, Leo Madelón y su cuerpo técnico, que siempre hablo, y toda la gente, a la que le agarré mucho cariño. Me hice un poco hincha y trato de ver todos los partidos. Ojalá algún día pueda volver por el cariño que me demuestran ellos.

Compartir en Google Plus

Sobre Punto Deportivo

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario